Publicidad

Milenio Noticias

El presidente Andrés Manuel López Obrador señaló que la Administración de Control de Drogas (DEA por sus siglas en inglés) no tuvo injerencia directa en la captura de Rafael Caro Quintero, sino que fue un trabajo que llevó a cabo la Fiscalía con apoyo de la Marina.

«La Marina actuó en apoyo de la Fiscalía para hacer valer y ejecutar una orden de aprehensión. Esto implicó trabajo de inteligencia, con el propósito de que no se pierdan vidas humanas.

Fue un trabajo que llevó a cabo la Fiscalía con apoyo de la Marina, en el caso de la participación de la DEA, como lo señaló el embajador de Estados Unidos, no tuvieron injerencia directa».

Publicidad

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.