Publicidad

Telemundo Noticias

La jueza de distrito Dolly Gee dictaminó que los niños albergados en hoteles sean retirados de allí lo antes posible. Para impedir que se les permita quedarse en Estados Unidos, desde marzo el Gobierno de Trump ha llevado a estas instalaciones a al menos 577 menores de edad que viajan solos, donde permanecen detenidos y luego suelen ser colocados en vuelos de deportación.

Una jueza federal ordenó este viernes al Gobierno de Donald Trump que deje de detener a niños inmigrantes en hoteles antes de expulsarlos de Estados Unidos, una política que fue implementada en el contexto de la pandemia del coronavirus. Según su dictámen, los menores que se encuentran en estas instalaciones deben ser sacados de ellas de inmediato.

La jueza de distrito Dolly Gee dictaminó que el uso de hoteles como espacios de detención infringe un acuerdo alcanzado hace dos décadas que rige el trato que debe darse a los niños inmigrantes bajo custodia del Gobierno.

Desde marzo, las agencias de inmigración han expulsado a 148,000 personas que han cruzado la frontera entre Estados Unidos y México, sustentadas en una declaración de emergencia por la pandemia.

El Gobierno de Trump asegura que quienes cruzan la frontera sin autorización ponen en riesgo la salud pública y deben ser obligados a salir rápidamente del país. Activistas por los derechos de los inmigrantes alegan que el gobierno está utilizando la pandemia como pretexto para evadir las leyes federales contra el tráfico humano y las protecciones a las personas que solicitan asilo.

oberto López, un activista del grupo Texas Civil Rights Project, dijo a Noticias Telemundo en una entrevista reciente que con la práctica actual, la Administración Trump está violando numerosas leyes y regulaciones, incluyendo una ley federal de 2008 contra la trata de personas, y el Acuerdo Flores de 1997, que exigen protecciones para los menores.

Lee Gelernt, abogado de ACLU, también comentó que nada justifica lo que está haciendo el gobierno federal y que, en todo caso, las autoridades pueden hacer la prueba del coronavirus a los menores, o ponerlos en cuarentena si dan positivo.

577 menores han sido llevados a hoteles desde marzo

Para impedir que se les permita quedarse en Estados Unidos, el Gobierno de Trump ha llevado a hoteles desde marzo a cuando menos 577 menores de edad que viajan solos, donde permanecen detenidos y luego suelen ser colocados en vuelos de deportación. La mayoría de los menores han sido alojados en hoteles Hampton Inn & Suites, dos de ellos ubicados en Texas y uno en Arizona.

Contratistas privados en los hoteles vigilan a los niños y familias detenidas las 24 horas y en general no les permiten salir de sus habitaciones.

El Gobierno recurrió al traslado a estas instalaciones en lugar de enviarlos a albergues operados por el Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS, por sus siglas en inglés), donde los menores reciben servicios legales, educación y la oportunidad de ser colocados con parientes que viven en Estados Unidos. Más de 13,000 camas en instalaciones del HHS están vacías actualmente.

La orden de Gee le otorga a los abogados que laboran con jóvenes inmigrantes acceso a los niños que el gobierno intenta expulsar amparándose en la declaración de emergencia.

Grupos de defensa legal han demandado a Estados Unidos para impedir completamente las expulsiones de niños inmigrantes.

La jueza dio de plazo al gobierno hasta el 15 de septiembre para que deje de utilizar hoteles como centros de detención, salvo para estadías breves cuando los niños estén siendo transportados de un sitio a otro. Dijo que su orden se aplicará a menores sin acompañante y a los que cruzan la frontera con sus padres.

Es muy probable que los abogados del Gobierno apelen en respuesta a la orden de la jueza Gee.

Más de 90 niños seguirán detenidos con sus familias por ahora

Por otro lado, la misma jueza Dolly Gee decidió el viernes que más de 90 niños inmigrantes detenidos junto a sus padres o familiares seguirán en esa condición por ahora, a pesar de que el plazo para su liberación venció hace mes y medio.

Luego de una audiencia telefónica realizada este viernes, la juez determinó que los menores que se encuentran en tres centros de detención familiar en Dilley y Karnes (Texas), y Berks (Pensilvania), continuarán con sus familiares una semana más.

Virus Outbreak Migrant Children Hotels
A Hampton Inn is shown Tuesday, July 21, 2020 in Phoenix. The Trump administration is detaining immigrant children as young as 1 in hotels before deporting them to their home countries. Documents obtained by The Associated Press show a private contractor hired by U.S. Immigration and Customs Enforcement is taking children to three Hampton Inns in Arizona and Texas under restrictive border policies implemented during the coronavirus pandemic. (AP Photo/Matt York)

 

Publicidad

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.