Publicidad

AP News

BRUSELAS (AP) – La Unión Europea aumentó el lunes la presión sobre Bielorrusia al aceptar imponer sanciones a las aerolíneas acusadas de ayudar al presidente Alexander Lukashenko a emprender un «ataque híbrido» contra el bloque utilizando migrantes, a medida que aumentaban las tensiones en las fronteras polaca y lituana.

Hasta 4.000 migrantes están atrapados en campamentos improvisados ​​en un clima helado después de que Polonia reforzó su frontera con Bielorrusia con 15.000 soldados, además de guardias fronterizos y policías. Al menos nueve migrantes han muerto. Muchos de ellos quieren ir más al oeste, a menudo a Alemania.

Las autoridades polacas dijeron el lunes que los servicios bielorrusos llevaron a un gran grupo a un cruce fronterizo con Polonia y les hicieron creer que serían transportados en autobús a Alemania. La policía polaca dice que está transmitiendo mensajes al otro lado de la frontera diciéndoles a los migrantes que «han sido engañados».

Publicidad

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.