Publicidad

Milenio Noticias

Con lo fácil que es adquirir una pistola en el mercado negro, en México abundan de todo tipo: de alto poder, como los rifles de asalto; escopetas empleadas en la caza, y las pistolas de bolsillo, utilizadas por los ciudadanos como método de defensa.

A través de una solicitud de transparencia la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) dio a conocer que, del 1 de enero del 2018 a octubre del 2022, suman 27 mil 904 armas de diversos calibres aseguradas por personal militar en distintos operativos.

Los rifles calibre 7.62 x 39, también conocidos como AK-47, son los más confiscados en el país, con 5 mil 760; le sigue la pistola calibre 9 milímetros, con 3 mil 842. En grupos de WhatsApp, este tipo de armas se venden entre 50 y 80 mil pesos, en el caso del rifle; mientras que la pistola se puede adquirir en promedio por 30 mil pesos.

Los “cuerno de chivo”, de fabricación soviética, se diseñaron después de la Segunda Guerra Mundial y fueron usados en las guerras de Vietnam y Afganistán, así como en otros conflictos armados en Latinoamérica.

Publicidad

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.