Publicidad

Telemundo Noticias

Los arrestos de inmigrantes en Estados Unidos cayeron al nivel más bajo en más de una década durante el año fiscal de 2021, que comenzó el 1 de octubre del año pasado y concluyó el 30 de septiembre, según datos del Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE, por su sigla en inglés) obtenidos por el diario The Washington Post.

Los oficiales que trabajan para las Operaciones de Ejecución y Remoción (ERO, por su sigla en inglés) del ICE realizaron alrededor de 72,000 arrestos durante el año fiscal recién terminado, por debajo de los 104,000 del año fiscal de 2020 y un promedio de 148,000 anuales desde 2017 hasta 2019.

La cifra es aproximadamente la mitad de los totales anuales registrados durante la Administración del expresidente Donald Trump, cuando las agencias migratorias tenían libertad para hacer detenciones. Ahora, los agentes están centrados en la detención de delincuentes más peligrosos, según los funcionarios del ICE consultados por el Post.

Las detenciones del ICE en el país se desplomaron después de que el presidente Biden llegara a la Casa Blanca y estableciera nuevos límites en las leyes de inmigración, incluida una pausa de 100 días en la mayoría de las deportaciones, pese a que poco más después de un mes un juez bloqueara de manera indefinida esa orden.

La medida de Biden, establecida el mismo día de la toma de posesión a partir de un memorándum, pausaba las deportaciones desde el viernes 22 de enero para aquellos inmigrantes que ingresaron a EE.UU. antes de noviembre sin papeles. Desde su llegada al poder, más de 1.7 millones de personas fueron detenidas en la frontera, triplicando el promedio de los arrestos en los años 2012 a 2020, según datos de la CBP que adelantados por el Post. Pese a ello, los niveles de aplicación del nuevo sistema de Biden siguen siendo inferiores a los de años anteriores en el país.

Durante el año fiscal previo, cada uno de los 6,000 agentes de la ERO realizó una media de 12 detenciones de inmigrantes al año, o una al mes. El punto álgido de la actividad policial del ICE durante la pasada década fue el año fiscal 2011, cuando el ICE realizó 322,093 detenciones administrativas, según los datos. Alejandro Mayorkas, secretario de Seguridad Nacional, emitió a finales de septiembre nuevas directivas para el ICE que entrarán en vigor el 29 de noviembre.

Solo una persona está en Estados Unidos de forma ilegal no deberá ser «la única base” para detenerla y deportarla, según los nuevos protocolos. La semana pasada nuestra cadena hermana NBC News informó que el Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por su sigla en inglés), al que pertenece CBP, pondrá a fin de mes en operación una red de vigilancia en Centroamérica y Sudamérica de las caravanas de migrantes que se dirigen hacia la frontera estadounidense.

En septiembre al Gobierno del presidente Joe Biden le tomó de sorpresa la llegada de más de 17,000 migrantes, en su mayoría haitianos, que se congregaron bajo un puente internacional en Del Río, en Texas, tras cruzar la frontera con México. La nueva unidad de vigilancia proveerá a DHS con “indicios y advertencias” de posibles oleadas de migrantes recolectando datos de personal de la agencia en América Central y América del Sur.

La cadena añadió que un documento de planificación de DHS indica el propósito de “establecer vigilancia aérea de los camiones y campamentos de migrantes que se congregan en las fronteras, y un incremento de la comunicación con las agencias de inteligencia y de policía en otros países”

Publicidad

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.