Publicidad

Milenio Noticias

La disputa por un predio en Emiliano Zapata 40, en el Centro Histórico de Ciudad de México, destapó el nuevo modus operandi de una mafia, la cual consiste en destruir edificios patrimoniales, apoderarse de ellos de manera ilegal, algunos desalojados con violencia por la Unión Tepito, para después construir plazas comerciales en la zona.

Los llaman Los Hidalguenses, ya que llegaron a la capital desde la sierra de Hidalgo traídos por Óscar Hidalgo, líder de comerciantes desde 1987 y de esta forma se han “apoderado” de al menos 80 predios en el centro.

Específicamente dos personas han actuado con impunidad en esta área de conservación patrimonial para hacerse de predios de manera ilegal para “venta” o “renta” de locales a comerciantes.

Gregorio Leyva Quezada, quien se ostenta como arquitecto y cuyo nombre aparece en tres averiguaciones, como parte de la carpeta CI-FCH/CUH-4/UI-3 S/D/26185/09-2019 de la Fiscalía capitalina por daño en propiedad ajena, fraude y amenazas por los predios de República de Perú 122, Santo Tomás 36, Isabel la Católica 75, República de Bolivia 58 y 68, así como República de Argentina 94. Su cómplice Othón Torres Nájera tiene abiertas cuatro investigaciones por fraude.

Publicidad

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.