Publicidad

Tu Tiempo Digital

Date un respiro y disfruta de la segunda emisión de «5 minutos de paz». Esta semana te mostramos como la misma Palabra de Dios nos pide que no estemos preocupados y que dejemos esa ansiedad que no nos permite vivir en plenitud. Así también nos invita a buscar siempre a Nuestro Padre porque él es nuestra Fuente Inagotable de Paz»

Hola que tal soy tu amiga Faby y esta es la segunda reflexión de tu sección “5 Minutos de Paz”.

En esta ocasión vamos a leer Filipenses 4: 6-7 “Por nada estéis afanados, sino sean conocidas vuestra peticiones delante de Dios en toda oración y ruego, con acción de gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús”.

Esta palabra además de ser una promesa hermosa, es una manera muy clara de Dios de decirnos cómo tenemos que hacer las cosas. Nos dice que nada en este mundo vale la pena para que nosotros estemos ansiosos, nada debe robarnos la paz. Lo único que Él nos pide es entregarle a él nuestras peticiones. Es Dios quien se encargará de todo. Otro punto muy importante es cuando nos dice “con acción de gracias”, quiere decir que seamos siempre agradecidos. Desde que nos levantamos debemos decir: Gracias Dios porque hoy respiré, abrí mis ojos, gracias por otro día más que puedo compartir con todas estas maravillosas personas que has puesto en mi vida.

Después continúa diciendo esta versículo “Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento guardará vuestros corazones y vuestros pensamientos” Esto quiere decir que no sólo nos va a invadir esa paz, sino que va permanecer con nosotros. Eso es en verdad algo increíble. Nuestro corazón y nuestra mente van a estar libres de toda ansiedad y no nos regresarán todos esos pensamientos que nos dominan y que no nos permiten ni siquiera disfrutar de todas las cosas maravillosas y hermosas que hay en nuestra vida.

Si tu sabes lo que es vivir con ansiedad, estarás de acuerdo conmigo  que vivir así es muy feo que no nos permite ni concentrarnos en lo que tenemos que hacer, no puedes vivir el “aquí y el ahora” porque estás pensando en tus mismos problemas y de ahí no salimos. Eso no es vivir. Tenemos que olvidarnos de esa forma de vivir y dejar que sea Dios el que nos de esa paz. Ni siquiera lo tienes que hacer tú solo, es Dios quien te ayudará a lograrlo!!!. Hagamos algo: “Dejemos de preocuparnos y vamos a ocuparnos”.

Este es un momento muy importante en donde debemos estarnos preparando para que cuando el mundo se abra de nuevo nosotros regresemos más fortalecidos. Recuerda que el mejor momento para demostrar que tenemos paz es cuando estamos en medio de la tormenta y no cuando todo es color de rosa. No sabemos que es lo que nos depara todo esto y que cosas nos están esperando allá afuera, así que debemos  mantenernos tranquilos para que cuando se nos abran nuevas puertas no vayamos a reaccionar con desesperación, pues lo único que haremos será tomar decisiones incorrectas. Estemos lo más relajados posibles.

Yo deseo de todo corazón que  paz que sobrepasa todo entendimiento llegue a ti, a tu hogar y no sólo eso sino que permanezca ahí para siempre. Les mando un fuerte abrazo y muchas bendiciones. Hasta Pronto!

Screen Shot 2020-05-27 at 10.03.34 AM

Publicidad

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.